El sedimento

«Esto es un ámbito donde uno no escribe un principio que tiene vigencia durante doscientos años. Esto no es un ámbito donde uno pinta un cuadro que será admirado por años, o construye una iglesia que será admirada durante siglos. No. Esto es un ámbito donde uno hace su trabajo y en diez años estará obsoleto y probablemente ni siquiera sea usable en veinte. En realidad es como el sedimento de las rocas. Tú estás construyendo una montaña a la que contribuyes con tu pequeña capa de roca sedimentaria para hacer la montaña mucho más grande. Pero nadie en la superficie, a no ser que tenga una visión de rayos X, verá tu sedimento. Aunque la montaña se soporte en esa capa. Solo será apreciada por ese raro geólogo.»

Steve Jobs, en 1994.

Vivimos en un mundo al minuto, donde las audiencias crecen y crecen y los medios mutan, donde la tecnologí­a cambia a la economí­a hasta el punto de que como sociedad ignoramos hacia dónde estamos yendo.

Una parte de las empresas y proyectos que crecen en medio de esta crisis, como el caso de Pepephone o eldiario.es, Infolibre, en menor medida, son empresas que son conscientes de que tienen un crecimiento lento, menor que el de otras empresas, derivado de no buscar riesgo ni un gran beneficio cortoplacista, sino una visión, transversal a todos sus productos, que se va moldeando poco a poco como el trabajo de un artesano.

Hemos roto como sociedad el ví­nculo que existí­a entre calidad y conocimiento: en el momento en el que no existen filtros y cualquiera puede tener sus cinco minutos de gloria en Youtube tenemos más acceso a la información. La cuestión es si es de calidad. Hemos conseguido que decir poco sea lo raro.

Creo que desde el momento en el cual para ganar más dinero tienes que conseguir más impresiones y por tanto publicar con más frecuencia tienes un problema. Porque, de esta manera, lo que estamos creando son máquinas de crear contenido, independientemente de si es de calidad o no: en el momento en el que robots pueden crear noticias automáticamente y con sentido semántico (ejemplo uno, ejemplo dos, ejemplo tres), tu propuesta de valor tiene que ser otra. ¿Cuál? Probablemente poner el foco en la calidad, en los nichos de mercado y en volver a las raí­ces: reportajes elaborados mediante crowdfunding, gente que decide pagar y exigir un reportaje sobre algo concreto. O, por ejemplo, cómo articular tu propuesta de valor en torno al conocimiento cuando hay increí­bles cursos gratuitos en Internet o charlas de auténticos expertos. Y, aún con ello, existirán más y mejores oportunidades. Simplemente serán otras nuevas.

Creo que marcas como ING Direct triunfan hoy en dí­a porque tienen una visión a largo plazo muy clara de quién es su público, lo que le gusta y cómo se lo dan. No tengo ni idea de si ellos son mejores o peores que su competencia, si son más o menos éticos que otros, pero sin duda sé que tienen muy claro lo que quieren y lo que dan a cambio. Y, los resultados ahí­ están, con el mejor ejemplo de «si algo funciona te copiarán» como el caso EVO Banco, que por cierto fue gestionado hasta hace apenas un mes por antiguos responsables de ING Direct en España.

La Bolsa ha hecho mucho daño. No se puede pensar solo en el corto plazo, en el beneficio trimestral porque la Bolsa te obliga, como hacen muchas multinacionales que se están autoengañando y engañando a sus accionistas haciéndoles creer que ganan más de lo que de verdad ganan. La fortaleza de las empresas se demuestra cuando crean productos que servirán para el futuro, para el largo plazo.

Luis Bassat, en una entrevista.

El momento en el que tenemos, a un vistazo, lo que más le interesa ahora mismo a más de 20 millones de españoles nos da una idea del control de la información y su búsqueda que estamos haciendo, con nuestros usos y nuestros hábitos. Nadie nos ha obligado a nada, en absoluto.

«Empezamos a confundir conveniencia con alegrí­a, abundancia con elección». Y no lo digo, yo lo dice Apple, en una de las mejores expresiones de la identidad corporativa de una empresa que he visto nunca:

Todos usamos productos porque nos identifican con los valores que transmiten: en el caso de Apple yo aprecio que valoren el minimalismo y la sencillez en todo lo que hacen, aprecio que dediquen tiempo y esfuerzo a elaborar un producto de calidad aunque éso suponga un alto precio a pagar y aprecio que «digan mil veces no para cada sí­», porque éso es la esencia del enfoque. Y porque aunque Apple vaya a otra velocidad distinta a la del mercado, estoy seguro que seguirán haciendo productos que mantengan esos mismos criterios. En un mundo en el que el 61% del tráfico de internet es de robots, si echas un vistazo al increí­ble tiempo y esfuerzo gastado en prototipos y personas crear un producto como el iPhone te das cuenta de lo importante de tener una visión propia e independiente a largo plazo de qué es lo correcto, de cómo se forma una montaña.

Cuanto más conozco las montañas más aprecio el sedimento, lo cual no implica en absoluto un discurso ludita en contra de la tecnologí­a, sino en un uso razonable de la tecnologí­a, que implica cierta visión a largo plazo y, sobre todo, foco.

Foco en una visión a largo plazo, en una idea pulida y mejorada a lo largo del tiempo para poder conseguir algo de calidad. Foco en tener que decir ‘no’ a muchas cosas (no a opciones cortoplacistas, no a pensar qué pide el mercado sino si es lo mejor que se puede aportar al mercado, no a tener un criterio que marquen otros), para así­ poder decir que sí­ a otras.

Lecturas recomendadas de verano

En mi búsqueda de libros para leer estas vacaciones me he encontrado un mismo libro recomendado en varios sitios distintos de Internet (Error500, El arte de presentar, etc…), lo cual quiere decir o que es bueno o que tiene una buena campaña de marketing detrás (o ambas).

El libro es Pensar rápido, pensar despacio, escrito por el Nobel de Economí­a de 2002 donde habla de nuestra manera de decidir y pensar en momentos de incertidumbre. Además está en formato digital, inmejorable la ocasión para leerlo en breve.

Y, ahora sí­, si me centrase en libros que me han gustado y que he leí­do últimamente hablarí­a de dos: en primer lugar Increí­blemente Simple, donde Ken Segall (Creativo en Chiat trabajando para Apple durante mucho tiempo con Steve Jobs) cuenta parte del secreto de Apple y por qué merece la pena confiar en productos simples y sencillos, mientras que en segundo lugar y por motivos distintos me ha gustado Un dí­a de cólera de Pérez Reverte, donde se nos narra con una crueldad y visceralidad casi inusitada todo lo que sucedió en torno al 2 de Mayo hace ya unos años en Madrid, en plena batalla del pueblo contra los invasores franceses. Me gustó mucho.

Ahora mismo estoy leyendo ¿Qué hacer con España?, donde me ha sorprendido la primera parte del libro con una justificación que se va bastante atrás en lo histórico para explicar cierto carácter de Europa en general y de España en particular que me ha sorprendido mucho. También estoy leyendo, aunque con calma a modo casi de manual, El Manual del Estratega, que me parece bastante práctico y novedoso en algunas cosas.

*Nota: Todos los enlaces publicados en este artí­culo van con enlaces de afiliado. Gracias por apoyar a este blog.

John Gruber, el primer blogger de Apple?

Con la reciente muerte de Steve Jobs muchos nos preguntábamos qué podrí­a cambiar en Apple, ya dando por seguro que indiscutiblemente existirí­an cosas que cambiarí­an. Y hoy Jueves hemos tenido la primera sorpresa.

John Gruber y Daring Fireball

John Gruber es el autor del blog Daring Fireball, un blog escrito desde 2002 donde escribe sobre el estado de la tecnologí­a, enfocándolo de unos años a esta parte más bien en «la tecnologí­a desde el punto de vista de un fan de Apple«.

Por tanto, creo que no me arriesgo mucho si afirmo que para muchos Daring Fireball supone algo así­ como el #1 de los blogs no oficiales de Apple. Ha marcado un estilo de escribir distinto, especialmente cuando cita noticias de otros y ha sacado adelante proyectos realmente interesantes como Markdown, por lo cual te podrá gustar más o menos pero ahí­ están sus hechos.


Pongámonos en el dí­a de hoy, Jueves 16 de Enero de 2012: Apple saca a la luz OS X Mountain Lion, una nueva versión de su sistema operativo para ordenadores de sobremesa y portátiles, mejorando la ‘integración’ con iOS y asimilando muchas cosas que funcionan a la perfección en iPhones, iPads y iPods Touch. Reconozcámoslo: nos ha pillado a todos por sorpresa, porque algo así­ era previsible pero no habí­a apenas rumores al respecto sobre qué cosas podí­an sacar. Veremos si ha sido casualidad o realmente algo está cambiando en Apple sobre las filtraciones. Y yo me alegro de que nos vuelvan a conseguir sorprender.


¿Y qué pinta el bueno de Gruber en todo esto? Que hoy publica un artí­culo llamado Mountain Lion, donde cuenta que hace una semana estaba en Manhattan con Phil Schiller y varios altos cargos de Apple que, tras hacerle firmar estrictos acuerdos de confidencialidad, le mostraron en exclusiva lo que han enseñado hoy, una nueva versión del Sistema Operativo de Apple, OS X Mountain Lion. En un salón de un hotel, como de una «keynote» de las que hací­a Steve Jobs de antaño pero solo para un periodista, en completa exclusiva, a condición de que no dijese nada hasta que ellos lo hiciesen público. Además, le entregaron un Macbook Air con el Sistema Operativo instalado para que pudiese probarlo (desde hoy se permite la descarga para desarrolladores).

Ok, es Apple, es una empresa tecnológica, y John Gruber tiene un blog con 4 millones de páginas vistas al mes y 400.000 suscriptores por RSS. Para que os hagáis una idea: Xataka en España ha tenido en Diciembre 2011 14 millones de páginas vistas (más del triple) y supongo que también más por RSS. Los datos de Xataka los publica WeblogsSL/Comscore y los de Gruber, quizá desactualizados, los publica en su blog.

Sea como fuere, y lo ha dicho Phil Schiller (Apple) según John Gruber en el artí­culo, «we’re doing some things differently now. Estamos viviendo cómo cambia Apple, una empresa abierta más o menos a prensa pero cerrada de alguna manera para bloggers (llegando al lí­mite de la polémica con Gizmodo por aquel prototipo de un iPhone) si bien habí­a habido algún acercamiento en casos concretos pero sin llegar a este punto de hacer una ‘Keynote’ especial para un blogger de tecnologí­a, elevándolo más allá de otros tradicionales gurús de esto en USA como, por ejemplo, David Pogue.

«We’re doing some things differently now.» (Phil Schiller)

Sinceramente, estoy bastante sorprendido por lo que ha presentado Apple y creo que más aún por cómo lo ha hecho, por cómo parecen estar cambiando las cosas y como, al fin y al cabo, se han dado cuenta de que algunos blogs están quitándole terreno, audiencia y respeto a muchos periodistas tradicionales de columna en prensa escrita, por decir algo. ¿Tendremos más sucesos similares en el futuro? ¿Realmente están cambiando las cosas dentro de Apple tras la muerte de Jobs?

Sobre la ausencia de Steve Jobs

«The line it is drawn, the curse it is cast, the slow one now will later be fast, as the present now will later be past, the order is rapidly fading. And the first one now will later be last for the times they are a-changing…«

Llegó el dí­a, no menos sorprendente por menos esperado, en el que Steve Jobs ha decidido dejar de ser CEO de Apple, a causa de su cáncer de páncreas.

No es el final, sin duda, pero todos suponemos que el paso de una ausencia temporal a una ausencia definitiva en alguien tan profundo como el fundador de una empresa indica que, al menos, algo está cambiando como cantaba su querido Dylan.
Sigue leyendo «Sobre la ausencia de Steve Jobs»

Varios pensamientos tras la Keynote de iCloud

httpvh://youtube.com/watch?v=fp14M7yQV-0
Hoy Jobs ha presentado varias cosillas, en una de esas keynotes que molan, porque hay muchas cosas nuevas. Tengo la sensación de que en los últimos años las keynotes de software me están gustando mucho más que las de hardware: en las de hardware se ha desvelado casi todo con dí­as -o meses- de antelación. En fin, varios puntos con los que me quedo, creo que interesantes a pensar:

El brutal crossselling y upselling de Apple

¿Te has comprado un iPhone? «Pues fí­jate lo que puedes hacer sincronizando todo«, «La misma experiencia de usuario con el iPhone la tienes en el iPad y los Macs«, etc. Comentaba antes en Twitter que me encantarí­a ver una estadí­stica (de dentro de Apple, claro) sobre la media de productos Apple por usuario: antes podí­as tener un portátil y ya era mucho tener dos Macs en casa. Recuerdas el iPod? Aquello que serví­a para oí­r música y no tení­a aplicaciones, solí­a tener botones y demás.
Creo que Android puede llegar a crecer en ventas de dispositivos, pero me parece un crecimiento menos sustentado: Apple está creciendo en algo mejor, bajo mi punto de vista, que es mayor fidelización y mayor número de terminales por usuario. Android se sustenta en mucha gente por una cosa: porque es barato. El dí­a que las memorias SSD (y que a Apple le de la gana) de bajar un poco el precio Android quizá tenga motivos para irse despidiendo.

Un paso mas cerca de la integración

Una máxima que tiene mucha gente maquera es la de «Si Apple no ha integrado tal o cual feature es porque no ha encontrado una buena manera de hacerlo» y con el copiar/pegar en iOS lo hemos visto. Era muy fácil meter otro botón fí­sico donde se desplegase un menú y poder elegir ahí­ opciones, pero no. No era la mejor solución, probablemente.
Cada vez que veo una keynote sobre iOS me fijo mucho en la integración de Sistemas Operativos: Mac OS X e iOS van a converger en algún momento y en Mac OS X Lion lo veremos mucho, mucho, mucho. Tengo ganas de ver un sistema de ficheros en iOS y no sé si llegarán a hacerlo en algún momento; lo que sí­ vemos es que empiezan a poder sincronizarse de serie documentos entre Mac OS X e iOS. Ojito a ésto, porque muchas aplicaciones como Things buscan la sincronización entre dispositivos, y de hecho muchas, como procesadores de textos se basaban en Dropbox, que ya no hará falta gracias a la API de iCloud. Ojito.

Aprende de la competencia

Sí­, sin duda, Apple ha visto que en el Jailbreak hay muchí­sima gente capaz de hacer cosas chulas para iOS. ¿No lo crees? Pregúntaselo a Peter Hajas, que desarrollaba uno de los mejores sistemas de notificaciones para iPhone en el mundo del jailbreak y Apple lo ha fichado, supongo que con gran parte de culpa en el nuevo sistema de notificaciones en iOS 5.
¿Tiene algo de malo ello? Bueno, ha pillado un poco de aquí­ y de allá, de aplicaciones como Camera+, Instapaper o Dropbox pero creo que no tienen todo perdido. Sin duda alguna ésto enseña, una vez más, que no hay que quedarse parado y seguir haciendo cosas. Instapaper por ejemplo (del cual soy muy fan) es una herramienta increí­ble de curación de contenidos, tiene versión web aparte de iOS, se integra muy bien en muchas apps de iOS y tiene el componente social de poder compartir cosas interesantes. Creo que su futuro aún sigue brillando.
En cambio creo que Dropbox lo tiene un poco más fastidiado, pues es que al fin y al cabo se basa en sincronizar alojando ficheros en Amazon S3, lo cual tampoco es gran cosa y es lógico que Apple pueda alcanzarla con facilidad, una vez pueda tener las dos cosas: capacidad de sincronizar (ya vemos que sí­) y servidores tan buenos como Amazon S3 (que va en camino de conseguirlo).
La gran vencedora de la noche en este aspecto es Twitter. Genial integración.

La importancia de una estrategia clara

A medida que Jobs iba hablando lo sabí­a, y terminó hablando de ello. El Digital Hub. En 2001, en otra keynote, Steve Jobs defendió su gran estrategia a largo plazo una vez habí­a vuelto a Apple: sus grandes planes, su visión para la informática en los próximos años.
Aquella keynote fue brutal, casi tan buena como la de la presentación del iPhone (que me sigue encantando ver de vez en cuando, la parte de «three revolutionary products» me encanta). Era una estrategia en estado puro: idea, bajada a terreno y consecuencias. Steve Jobs pensó que crecerí­a muchí­simo el multimedia y que todo ello necesita de un ordenador en el medio, que actuarí­a de hub, el digital hub.
Con los años se ha ido cumpliendo, con el Mac actuando de Digital hub: comprábamos un iPod, un iPhone, un iPad, una cámara de fotos… y todo pasaba por el ordenador, actuaba de conector de todos.

La importancia de saber dejarlo a tiempo

Vital, vital, vital. Saber dejarlo a tiempo y corregir tu estrategia es tener ya media batalla ganada. Con todo esto de la nube es cierto que quizá la estrategia de Digital Hub, en sus 10 años de vida, comenzaba a quedarse desfasada: ¿De qué sirve comprar un iPad si tengo que enchufarlo por iTunes? Y ahí­ llega la nube.
Poder sincronizar cualquier cosa prescindiendo del Digital Hub: No te preocupes si sacas una foto con tu iPhone, que nada más tener WiFi la podrás ver en tu casa, en tu iPad, en tu TV o donde quieras. De nuevo el upselling y el crosselling. El iCloud supone una leve corrección al Digital Hub, pero creo que a tiempo. El tiempo dirá, al menos cuenta con el beneficio de que el Digital Hub le ha funcionado bien en estos 10 años. El tiempo dirá.

iOS como palanca de cambio

Tengo la sensación, sin tener datos estadí­sticos delante, que todo el crecimiento en Macs (es decir, en aparatos con Mac OS X instalado) han venido después (o al menos en paralelo) del despegue de iOS. Es decir: en los Macs el crecimiento es el que es, tampoco se pueden hacer muchas cosas… portátiles, sobremesas y poco más. Puedes innovar (Macbook Air), puedes hacerlo más pequeño (Mac Mini), pero al fin y al cabo tienes un crecimiento relativo ahí­.
Pero claro, si haces nuevos productos, con sistemas operativos nuevos y que van convergiendo con los anteriores… la cosa cambia. La jugada maestra de todo este tiempo ha sido iOS y quizá sin iOS Apple hoy serí­a un Microsoft. Ahí­ el ligero cambio.

iTunes: Más de lo mismo

Quizá el único aspecto negativo de esta keynote ha sido iTunes. Tampoco es que me esperase gran cosa pero no me ha gustado. Es curioso ver cómo en USA tienen una visión completamente distinta de Europa en este aspecto: ojo a la tabla del final de esta página, que salió también presente en la keynote.
En Apple no se la miden con Spotify, como pensamos muchos en Europa: se la miden con Amazon y Google, pues Spotify no ha entrado aún en USA, y muchos especulaban con que Apple tuviese algo que ver. Parece que no, de hecho Spotify anda enamorándose de Facebook integrándose poco a poco y supongo que querrán entrar en USA cerrando acuerdos con las grandes discográficas que aún faltan por entrar al proyecto. No tengo más de 10 MP3 en mi ordenador y creo que esa etapa está muerta. Lo siento Jobs, larga vida al streaming.

En definitiva: un necesario lavado de cara

Esta keynote ha supuesto un paso más en la convergencia entre iOS y Mac OS X: si Digital Hub marcó la tendencia 2001-2011 quizá la nube marque la tendencia de 2011-2021, la nube como factor de convergencia entre todos los dispositivos que tengas. Porque al final no se trata de vender más, sino de vender mejor, que tarde o temprano suele seguir significando más. Y yo que me alegro.

Cosas que he aprendido en estos años a nivel laboral

Cuando dejas trabajos, cambias tu vida y esas cosas, es cuando sin quererlo empiezas a hacer balance de todo lo bueno, de todo lo malo y de todo lo que has aprendido en este tiempo.

Hace un tiempo publiqué un post llamado Dónde aprender Social Media, que te puede servir muchí­simo si quieres trabajar en estos temas. Este post es un poco más general y a modo de resumen de cosas que he ido aprendiendo, con que le sirvan un poco a una persona me alegraré. Que los disfruten:

Aprende inglés. Es tremendo pero es como si en unos meses todas las ofertas de trabajo pidiesen inglés porque sí­, si quizá no lo necesites en tu trabajo. Pese a todo, tienes que saber inglés, con buen nivel de conversación, porque aunque no sea en tu trabajo directamente sí­ que podrás leer muchas cosas, especialmente si trabajas en temas de Internet.
Aprender inglés no tiene por qué ser un coñazo, quizá sólo ir cambiando hábitos: ver pelis y series en V.O. subtitulada (primero español y luego inglés), viajar a Inglaterra y hacer algún curso allí­, etc. Yo he tenido la suerte de tener unos fantásticos padres agentes de viajes, preocupados porque sus hijos aprendiesen idiomas y viajasen al extranjero, así­ que no me puedo quejar de mi inglés…

Véndete bien. Yo sigo siendo un poco idiota, porque mucha gente a veces me dice «Oye, no me habí­as comentado ésto!«, cuando es algo positivo, creo. A veces es por simple despiste pero otras veces es por tampoco querer destacar. Si tienes cosas que crees que pueden aportar sin duda hazlo saber; a veces un simple detalle puede marcar la diferencia entre dos candidatos en un proceso de selección. Conviértete en una vaca púrpura entre tanto CV de gente.

Aprende a ser profesional. De acuerdo: por tu casa puedes ir en pijama y todo lo que tú quieras, pero ten un poco de cariño por las cosas y por tu vida, al fin y al cabo.
¿A qué me refiero? A currí­culums con fotos horribles, a decir que eres muy bueno con tu blog pero no incluí­rlo en tu CV, a pasar un CV horrible de estilo…
Ser profesional no cuesta mucho, y sin duda marcarás un detalle que, como dije por ahí­, puede ser el detalle que diferencie la persona a la que contraten de la que no. Yo he ido varios años con traje de corbata a un colegio donde te enseñaban algunas de esas cosas que hoy por suerte agradezco saber. Consejo personal: si no estás cómodo en un traje con corbata búscate una buena camisa y punto; es mucho mejor ir cómodo que ir con corbata «porque sí­». Depende de la situación y el momento.

Sé humilde, pero busca un punto medio. Va muy relacionado con lo anterior. Si me encanta Guardiola es por lo humilde que es, aunque a veces se pase y pueda parecer realmente pedante; es muy difí­cil encontrar un punto medio entre ser humilde y venderse bien, pero hay que buscarlo. En definitiva: deja que los hechos hablen más que tus palabras, pero sin duda recuerda mencionar todos tus hechos, porque quizá te estés dejando alguno…

Júntate con los mejores. Cuando entras en una empresa siempre terminas juntándote de gente, al fin y al cabo gente con la que decides tú juntarte, claro. Puedes juntarte con las cotillas y terminar siendo un cotilla, puedes juntarte con gente quemada de su trabajo y terminar quemado tú, juntarte con algunos jefes y terminar siendo un poco trepa o simplemente puedes juntarte con los mejores y aprender, en el esctricto sentido de la palabra. Sin duda alguna sabrás que estás con alguien bueno porque destaca con luz propia, sus hechos le preceden. Creo que las mejores y más importantes cosas que he aprendido en esta vida ha sido de los mejores en las empresas en las que he trabajado. Aprende mucho de ellos, aprovecha la oportunidad (aprovéchalo porque probablemente se irán de la empresa en algún momento, pasa siempre).

Ten apetito. Steve Jobs lo resumí­a en «stay hungry, stay foolish« y creo que no hay frase mejor. Sin llegar a ser «un trepa» creo que siempre hay que tener apetito de hacer nuevas cosas, de buscar una manera distinta de hacer las cosas, de ser más creativo y más ingenioso, lo cual a menudo suele ser inversamente proporcional al presupuesto que tengas. Obviamente todo ésto lo podrás hacer si quieres y si te dejan hacerlo, claro. En el momento en el que pierdas ese apetito no lo dudes, puede que sea momento de replantearse algunas cosas…

Tu carrera es en realidad una maratón. Aquí­ reconozco que yo fallo mucho y es algo que cada vez busco más cambiar, poco a poco. De nada sirve empezar algo con todas las fuerzas del mundo si en realidad no se busca al primero, sino al que mejor lo haga.
í‰sto se aplica en muchas cosas de la vida, pero especialmente en la carrera profesional de cada uno. Tienes que aprender a dosificar esfuerzos, especialmente porque no gana el que primero llega, sino el que más aguanta y mejor lo hace. Ilusionarse está bien, pero a mayor ilusión también puede ser mayor la desilusión. Es una de esas cosas que mejor manejar con cuidado, como si fuese un salero.

Seguro que tú, que estás leyendo este artí­culo, trabajas o has trabajado y has aprendido cosas. No seas tí­mido, cuéntamelo en los comentarios.